Comerciante se quita la vida de un disparo en Samaná.

Por Federico Roustand

Samaná RD. La Policía Nacional en esta provincia de Samaná, informó que  un comerciante se quitó la vida de un disparo en la cabeza.


El occiso fue identificado como Kelvin Antonio Espinal Aquino, de  38  de edad residente en la avenida coronel Andrés Díaz  #52 de este municipio de Santa Bárbara de  Samaná, el cual posteriormente falleció mientras recibía atenciones medica en el Hospital PublicoDr. Leopoldo Pou  de dicho municipio.


Espinal Aquino, al ser examinado su cadáver por el médico legista Dr. Julian Emilio Bodden, certifico su muerte a causa herida aufrutuosa, herida en cara izquierda por arma de fuego (escopeta).


Según información la  herida recibida como le relata la esposa del fallecido,  señora  Nieve María Rodríguez y un vecino de nombre Arístides  Figuereo  la recibió de parte de el mismo con fines suicida en momento que este se encontrara en su residencia,  saliendo  al patio de su  residencia  a prender un camión de su propiedad para dirigirse a su trabajo, donde este tenía guardada la escopeta marca MAVERICK, calibre 12, de su propiedad con la cual supuestamente se disparó.


Según relata la dama al  escuchar  dos disparo, salió  al patio donde lo encontró bañado en sangre y con dicha arma de fuego en la mano, por lo que llamo a su vecino el cual ya estaba en frente de su casa al escuchar los disparo, procediendo esto a trasladarlo hasta el centro médico donde falleció. 


Lo que relata que Espinal Aquino había llevado un tratamiento siquiátrico por sufrir de esquizofrenia en al año 2015 por un periodo de seis meces, y que de aproximadamente un mes para acá él había tenido una recaída y se negaba a visitar los médicos.


También manifestó que en el transcurso de la semana pasada fue llamado de un banco comercial para que pasara a pagar un prestamos que este debía y que esta situación lo tenía peor.