Viral| De pastora de iglesia a stripper.



Nikole Mitchell dejó atrás su vida como pastora de iglesia para dedicarse a la industria sexual. La mujer de 36 años y madre de tres hijos ahora es stripper. Y no solo eso, también se ha confesado bisexual.

De acuerdo a People en español, la mujer confesó que su nueva vida le hace feliz y le aporta una mayor estabilidad económica.

“Siempre quise ser stripper, pero desde joven me hicieron creer que mis deseos y cuerpo eran pecaminosos y malos”, expresó al diario New York Post.


En su cuenta de Instagram, que ya suma más de 120 mil seguidores, se describe como expastora convertida en stripper, motivadora y modelo. Según el diario The Sun alcanza los $100 mil mensualmente, nada que ver con sus humildes ingresos como cristiana.

Publicar un comentario

0 Comentarios